Análisis de Mario Kart 8 Deluxe (NSW)


Repasamos lo más destacado de la última versión de la franquicia Mario Kart.

Mario Kart 8, en su lanzamiento original, ya era un título sobresaliente. Nintendo supo traer de vuelta toda esa magia de su franquicia de carreras con algunas adiciones interesantes en materia de nuevos personajes jugables de sus títulos más emblemáticos, y lo empaquetó todo en un juego con un apartado gráfico más que solvente y, sobre todo, con un aura jugable en términos de mecánicas e introducciones adicionales que lo convertían en el mejor Mario Kart hasta esa fecha.

NSwitch_MarioKart8Deluxe_03_mediaplayer_large

De entrada, ‘Mario Kart 8 Deluxe’ incluye todos los DLC que fueron lanzados en Wii U. Aquí están los 48 circuitos disponibles desde el primer minuto. Además de eso, el juego incluye nuevos personajes jugables hasta sumar un total de 41 más el Mii. Pero eso no es todo: hay nuevas piezas para personalizar los vehículos y algo muy importante como es la posibilidad de llevar hasta dos objetos a la vez durante las carreras.

Modos y más novedades, sobre todo en Batalla

Evidentemente está el Gran Prix para un jugador (el de toda la vida), con su típica división por cilindrada (50cc, 100cc, 150cc y en este caso también 200 cc) y un modo Espejo de 150 cc que de alguna forma convierte esos 48 circuitos que incluye el juego en 96 al ofrecernos aquí la posibilidad de recorrerlos en sentido contrario.

MK-8-deluxe-5

Pero también disponemos del modo Contrarreloj para intentar batir nuestros propios récords en cada circuito solos o contra un fantasma. De hecho, podemos elegir nuestro propio fantasma cuando esté disponible o bien descargarnos otros fantasmas subidos por usuarios de todo el mundo.

En el modo Carrera VS podremos poner nosotros las reglas, ideal para personalizar nuestra experiencia y practicar de cara a los torneos, por ejemplo.

mk8over-1489160342098

En el modo Batalla, vuelven las arenas creadas específicamente para este modo. Hay ocho distintas arenas con el tamaño ideal para cruzarte constantemente con el resto de contrincantes. Permite configurar los típicos parámetros como si se juega por equipos o no, el tipo de objetos, etc., pero también cuenta con varias modalidades de juego:

  • Batalla de globos, donde los karts llevan sujetos cinco globos que hay que pinchar
  • Asalto al sol: hay que ir a por el sol que hay en el circuito y mantenerlo hasta que el contador llegue a cero.
  • Batalla de monedas: coge más monedas que nadie, así de sencillo.
  • Bob-ombardeo: es una batalla de globos en la que los objetos son sólo bob-ombs.
  • Patrulla Piraña: llevamos una piraña en el kart y básicamente debemos atrapar con ella a los pilotos del equipo contrario y evitar que ellos nos atrapen.

tv

Pero lo interesante del asunto, y lo que convierte a Mario Kart 8 Deluxe en una adición genial al catálogo de Switch es un apartado gráfico sobresaliente que ha sabido aprovechar la potencia de Switch para llevar el juego otro nivel. El título se mueve 60fps constantes si hacemos uso del modo de un solo jugador y que solo cae hasta los 30fps (constantes) en su modo cooperativo, pero sigue siendo un baluarte de buen hacer. Y lo mismo para la resolución: el juego se mueve a 1080p en TV y a 720p en modo portátil.

Un multi-jugador que es un pozo de horas.

Los modos de juego para un jugador de por si son entretenidos y ofrecen un buen puñado de contenidos para tenernos muchas horas pegados a la consola, pero el multijugador también viene bien cargado de diversión. Esto es lo que ofrece:

  • Multijugador local para hasta 4 jugadores usando el televisor
  • Multijugador local para 2 jugadores en modo sobremesa
  • Multijugador local para hasta 8 jugadores en modo portátil
  • Multijugador online para hasta 12 jugadores de todo el mundo
  • En el online se pueden organizar torneos tanto abiertos a todos los jugadores como privados mediante una clave.

pane5

Es este apartado lo que resalta las bondades de Switch: la posibilidad de llevar un título como Mario Kart en el bolsillo en todo momento y seguir disfrutando, sin perder un ápice de la experiencia de juego, en su modo TV.

Conclusión

 Con todo, ha sido el mejor sabor de boca con Mario Kart 8 Deluxe. Un título que, pese a ser una revisión del original de Wii U, sabe sacar todo el potencial al Nintendo Switch y que sin duda, hará las delicias de los jugadores más fanáticos de Nintendo y de todos aquellos que quieran dar una oportunidad a la nueva consola de la compañía. Es, sin duda, un imprescindible del catálogo de la nueva Nintendo Switch, y uno de los títulos más divertidos para jugar en su modo portátil.

300x

En cualquier caso, el juego tiene un acabado impecable, se han subsanado los errores del original, incorpora una cantidad de contenido enorme, es compatible con amiibo, se puede jugar solo o en compañía desde cualquier sitio, y, en definitiva, es pura diversión.

Fuentes: VidaExtra y Hipertextual